“El espíritu sopla donde quiere…”

P. De acuerdo con ud, el franquismo habría sido una época dorada para España.

–En cierto sentido sí lo fue: vencer al frente popular e indirectamente a Stalin, y luego al maquis y al aislamiento no fueron hazañas pequeñas. Es más, fueron hazañas enormes si lo comparamos con la extrema mediocridad que acompaña a la historia de España desde la invasión francesa.  Mi novela Sonaron gritos…  viene a mostrar un panorama de aquella época que, sí, cabe definir como gloriosa o como heroica, algo que las generaciones actuales son incapaces de apreciar.  Luego desafiar y vencer al chantaje y amenaza internacionales,  reconstruir el país con las propias fuerzas y  después adquirir uno de los ritmos de crecimiento más rápidos del mundo, acabar con las plagas socioeconómicas que habían lastrado al país desde la citada invasión, fueron también algo increíble, dados los precedentes. Ningún otro régimen, ningún otro estadista habría sido capaz de tales cosas. Con otros,  España habría entrado en la guerra mundial para sufrir mayores devastaciones y comprometer el triunfo de los Aliados, habría quedado enfeudada con Usa o con la URSS, probablemente dividida en varios estados satelizados por unos u otros…

P. No obstante, ud critica cierta mediocridad cultural

–La cultura del franquismo, en cualquiera de sus épocas, está por estudiar en serio. La impresión de conjunto,  a primera vista es, efectivamente, de bastante mediocridad. La derecha nunca dio gran importancia a la cultura, y después de la transición la entregó por las buenas a izquierda y separatistas. Pero debemos recordar que  la mediocridad cultural de la posguerra afecta igualmente al resto de Europa. Vicens Vives, que es un historiador un tanto sobrevalorado, señalaba cómo en la historia observamos generaciones tremendas, creadoras, capaces de esfuerzos titánicos, y otras anodinas y de pobre espíritu. Con los Reyes Católicos, por ejemplo, surgen unas generaciones del primer estilo, cuyo espíritu va anquilosándose y apagándose en  el siglo XVII. Y es evidente que la generación o dos generaciones del franquismo se aproximaron en varios terrenos a la grandes aludidas por Vicens, mientras que la actuales llegan a resultar miserables en su vulgaridad. Ni siquiera son capaces de apreciar la grandeza de las anteriores, las miden por su propia miseria, pese a que les deben todo lo bueno de lo que hoy disfrutan, la paz o la prosperidad,  y una libertad cada vez más comprometida. Generaciones de chisgarabises y cantamañanas, por caracterizarlas de algún modo  

P. ¿Cree usted que el panorama cambiará?

Europa (Historia)Nueva historia de España: de la II guerra púnica al siglo XXI (Bolsillo (la Esfera))Los Mitos Del Franquismo (Bolsillo)

–De momento no veo indicios. El problema no es la trivialidad hoy predominante, es la incapacidad para apreciar algo superior, incapacidad que agosta cualquier brote distinto. Hoy el tronco cultural español parece estar casi seco, colonizado por la potencia anglosajona, que aumenta una semiesterilidad que ya viene de lejos. Es la cultura del tópico simplón y del jijí-jojó, como suelo decir, una cultura de parque temático, infantilizante, de diversión en el aturdimiento. Esto se nota desde la literatura a la política, los medios de masas,  el pensamiento o la historiografía, en la difusión de la droga y el alcoholismo juvenil, los altos índices de fracaso familiar, de abortos, la cháchara corrupta e insufrible  de políticos y periodistas, en el humor que casi nunca pasa del chascarrillo, en  el desprecio implícito o explícito por la propia cultura e historia, en la renuncia a la soberanía y a combatir unos separatismos cada vez más peligrosos, la ausencia de debates de alguna enjundia,  en tantas cosas más. Todo eso forma un magma pesado que asfixia cualquier salida.

 P. Por lo tanto, todo irá a peor, según usted.

–Mire, de momento es así. A veces pienso que España, como cultura y como nación misma, está acabada, como tantas otras cosas en el tiempo. Usted va a Venecia, sabiendo lo que fue en la historia,  y se asombra  de cómo hoy es una ciudad que vive del turismo, es decir de explotar la belleza creada antaño, a la que no añade o quizá no pueda añadir, algo  que valga la pena. O Atenas. ¿Qué representan los dos siglos y pico  clásicos de Atenas en la historia de la humanidad? Un legado decisivo. Pero ¿qué es hoy? Una ciudad enorme y fea a la que casi nadie iría de visita a no ser por las ruinas de la Acrópolis. Puede decirse que Atenea sigue protegiéndola a pesar de todo. Aquí mismo, dese usted un paseo por Salamanca y percibirá algo del espíritu y de lo que fue España en sus mejores siglos… y de lo que es hoy.  Claro que todo puede cambiar, pero no veo cómo. Es un  misterio. Un evangelio dice que el espíritu es como el viento, que sopla donde quiere y nadie sabe de donde viene, o algo parecido.

********************

El erótico crimen del Ateneo: La novela negra como la vida misma que arrasa en el mundo de [Moa, Pío, Moh, Ul-Sih]Adiós a un tiempo: Recuerdos sueltos, relatos de viajes y poemas

https://www.amazon.es/El-er%C3%B3tico-crimen-del-Ateneo-ebook/dp/B07GD83ZN8/ref=sr_1_1?s=books&ie=UTF8&qid=1534250734&sr=1-1&keywords=er%C3%B3tico+crimen+del+ateneo

********************

Tengo entendido que muchas veces se juzgó a republicanos por rebelión por haber luchado junto al Frente Popular. ¿Es eso cierto?”

Es cierto si en vez de republicanos decimos gente del frente popular en grado de dirigentes o de responsables de alguna entidad. Lo de la rebelión parece un sarcasmo, e incluso algunos del bando vencedor demasiado listos como Serrano Súñer lo ponderan, debido a su enemiga a Franco. Pero sí, los rebeldes contra la república fueron los partidos que compusieron de hecho o de derecho el Frente Popular. Los anarquistas organizaron varias insurrecciones, y el conjunto de ellos se  lanzó a la guerra civil en octubre del 34, y luego dieron un golpe de estado falsificando las elecciones del 36, con lo cual destruyeron la legalidad republicana e instauraron desde el principio un régimen de terror.

Así que no es tan arbitrario como parece. En aquellas condiciones está claro que volver a la legalidad republicana o a algo parecido a una democracia liberal era radicalmente imposible. De ahí el carácter peculiar del franquismo.

*******************

Este sábado, en Una hora con la Historia, trataremos el proceso por el cual Castilla obtuvo la primacía en la Reconquista. Primacía cultural, política, militar y demográfica. Un dato crucial que facilitaría la reconstrucción política del país.

La Reconquista Y España

 

Creado en presente y pasado | 48 Comentarios

¿De quiénes fueron víctimas los fusilados de posguerra?

A través de los medios basura, el gobiernos de D. Pedro Saunas Tesis, hombre de honor y dignidad, según nos informa él mismo, está montando una gran campaña sobre las “víctimas del franquismo”, en especial los fusilados después de la guerra. Pero ¿por qué fueron fusilados? Según ellos, por ser honrados republicanos que se limitaban a “pensar diferente” de Franco. Así que vamos por partes. ¿Qué pensaban aquellas víctimas? Como seguidores del Frente Popular “pensaban” que en España debía imponerse un régimen totalitario, y que si en el proceso la nación se dividía en varios estados, pues tampoco pasaba nada o era incluso deseable. Pero tampoco es cierto que fueran fusilados por eso. Casi todos lo fueron después de juicios, en los que no se alegaban sus “modos de pensar”, sino crímenes concretos y a menudo espeluznantes, torturas, etc. Todo lo cual sabemos que se produjo con mucha abundancia en la zona del Frente popular. Por eso los actuales totalitarios de la “memoria histórica” quieren invalidar todos los juicios. Así, todos son simplemente “víctimas del franquismo”, con los cuales se identifican y solidarizan  evidentemente los políticos del PSOE . Los políticos de los ERE, las cajas de ahorros, el rescate de la ETA, el apoyo a los separatistas, los másteres, las saunas y demás. Y más en general  los este tercer frente popular que amenaza al país.

   El número de fusilados de posguerra va a resultar finalmente que ascendió a unos 12.000, conmutándose otras tantas sentencias a cadena perpetua… que no solía pasar de los seis años. Sin duda cayeron algunos inocentes entre los capturados, dada la emocionalidad de los tiempos, pero lo normal fue lo contrario. Ahora bien, ¿por qué cayeron en manos de los vencedores tantos criminales? Aquí está la clave de todo. Cuando la derrota se hizo inminente, en Cataluña y luego en el centro, los jefes del PSOE, que habían organizado las chekas y una represión realmente sádica,  huyeron al exterior sin preocuparse de los sicarios que dejaban atrás. En Cataluña, obligaron a marchar con ellos a una masa de población que en cuanto pudo se volvió de Francia a España (en el mismo año 1939 habían vuelto más de dos tercios de los 400.000-500.000 que pasaron la frontera), pero muchos complicados en crímenes fueron dejados atrás en la apresurada fuga. Y en el centro ocurrió lo mismo en mayor medida. Cualquier dirigente responsable se preocupar de salvar en primer lugar, o al menos en segundo lugar, a los que han cumplido sus órdenes criminales y que se exponen a lo peor si los captura el enemigo.

   Pero los dirigentes del PSOE pensaban de otro modo. No solo se habían preocupado de organizar aquellas terroríficas chekas, sino además de organizar el robo sistemático de todo tipo de bienes, particulares de los bancos, alhajas de los montes de piedad, pertenecientes al patrimonio histórico-artístico, etc. Este gigantesco expolio, acompañado de destrucciones, no lo organizaron en el último momento, sino desde poco después de recomenzada la guerra. Negrín, su principal organizador y uno de los grandes líderes históricos del PSOE, se jactaba abiertamente de aquellas medidas. Todo esto lo he explicado de modo suficiente en Los mitos de la Guerra Civil, con datos procedentes del propio PSOE y nunca rebatidos. Por lo tanto, si hemos de hablar de víctimas, hay que adjudicar la autoría, en primer lugar, a los jefes del PSOE, que se fueron con sus tesoros sin preocuparse de sus sicarios. Y a los jefes del resto  del Frente Popular, pero muy especialmente de este partido y gobierno actual, que no han aprendido nada de la historia y no cesan de instrumentar y subvencionar  campañas de odio y mentiras, al paso que pretenden ultrajar los restos del hombre que libró al país de ellos.

   Y digamos, para concluir,  que el PSOE, tan activo durante la guerra y antes en organizar terrorismo, violencias diversas y golpes de estado, no hizo durante el franquismo oposición alguna significativa al régimen. Los comunistas sí la hicieron, arriesgándose seriamente a menudo.  El valor que le faltó entonces  a los socialistas lo “demuestran” cuarenta años después tratando de profanar la tumba de Franco y aplastar las libertades básicas de la democracia. He dicho en tuíter que alguien que hace política en ese partido o es un completo cínico con rasgos de delincuente o es un completo ignorante de su historia. Y la ignorancia a estas alturas no es de recibo.  Y ya está bien. Hay que parar estas canalladas que amenazan la convivencia social y la estabilidad de la propia nación.

los mitos de la guerra civil (ed. 10º aniversario)-pio moa-9788499709246

Botón de muestra de un fusilado por ser “alcalde democráticamente elegido”: https://laverdadofende.blog/2013/11/18/el-caso-zarrias-arcadi-espada-sobre-la-guerra-civil/

*****************

*Creo que Sánchez y Casado deberían dimitir. Y con ellos todos los dirigentes de los respectivos partidos. Sería un acto de valentía y servicio al país que me temo no se producirá.

*Casi todo el mundo diría que Inglaterra tiene la máxima ejecutoria naval de la historia. Pero es España. Para Inglaterra es una inspiración permanente. Para la decadente España está olvidada.

*Hay que reconocer que los antifranquistas son chabacanos, chocarreros, chorizos y cuando pueden chekistas.

*Los políticos de PSOE y PP corrompen todo lo que tocan, desde las cajas de ahorro a las universidades y la propia democracia.

*Me Too es una campaña de fulanas que utilizaron el sexo para medrar y que quieren seguir medrando a base de denunciar a la otra parte del mutuo aprovechamiento.

*Don Pedro Saunas Tesis debería dimitir, en mi opinión. Sería su único gesto decente hasta ahora.

*La colonización cultural por e inglés es obra de los mismos políticos que han rescatado a la ETA, promovido y financiado los separatismos, engordado a Gibraltar e impuesto leyes totalitarias como las de memoria histórica y de género.

*************************

Creado en presente y pasado | 175 Comentarios

Dictadura y democracia.

En los años 1212, 1213 y 1214 se sucedieron en España y Francia tres batallas decisivas en la historia de los dos países y de Inglaterra. “Una hora con la Historia”.https://www.youtube.com/watch?v=5EtnypaFskA …

**********************

P. Todos sus datos y argumentaciones se estrellan, para la mayoría, ante el hecho de que el franquismo fue una dictadura. Y todo el mundo prefiere o dice preferir la democracia.

–Aquí la confusión es gigantesca. Parece que todo el mundo es demócrata, desde la ETA al PP, pasando por los comunistas de Podemos o Izquierda Unida,  PSOE, los separatistas en pleno, o Ciudadanos. Y ninguno discute a los demás que lo sean. Este simple hecho demuestra que ninguno lo es, tal como la mera composición del frente popular revela que no había allí un solo demócrata. Y estos demócratas han impuesto o apoyado leyes totalitarias, liberticidas, como las de memoria histórica o las de género, han rescatado a la ETA y pretenden ir más allá actualmente. La postura de izquierdas y separatistas es, como siempre ha sido, liberticida y de orientación totalitaria. En cuanto al PP, podríamos caracterizar su idea política como una  crony democracy, por emplear, por un momento,  el término referido a una forma de capitalismo. Es decir, piensan en una “democracia de amigotes”, de “amigachos”, que diría Azaña, para repartirse el poder y el dinero y “sin ninguna idea alta”… con la particularidad de que los demás partidos no se prestan a ser amigotes del PP, al que ven, por lo demás falsamente,  como una herencia del franquismo. Al final, para ellos ser demócrata significa ser antifranquista más o menos fanáticos. Y por eso hay que preguntarse qué es la democracia.

P. Pero todo el mundo sabe qué es la democracia, la propia palabra lo indica.

–Sí, es una confusión ya antigua, que viene ya de Grecia y que nunca existió. No existe nunca poder del pueblo, porque el poder se ejerce necesariamente sobre el pueblo y tampoco existe un pueblo con unos intereses únicos y homogéneos, salvo los de subsistencia como tal pueblo, nación o cultura. Por eso todos los partidos tienden a considerarse automáticamente representantes del pueblo, y hasta como el pueblo mismo organizado. Todas las sociedades humanas son naturalmente conflictivas  y el poder debe ejercerse sobre ellas para que los conflictos no hagan imposible cierto orden y convivencia. En La guerra civil y los problemas de la democracia he hablado bastante de esto y no voy a extenderme ahora. La democracia consiste en un método de selección de oligarquías mediante el sufragio universal, lo cual implica al menos otras dos cosas: libertades políticas y respeto a los otros partidos u oligarquías. Respeto basado en una idea general de un bien común, si lo queremos llamar así (patriotismo, libertad, etc.). Es lo que suele llamarse democracia liberal, o democracia a secas. Sin esa idea general, el interés de partido se vuelve absoluto y desgarra a la sociedad o impone una tiranía.  Una selección de oligarquías mediante el voto tiene muchas ventajas, pero también muchos inconvenientes y riesgos. Por  eso se han inventado otras fórmulas que han funcionado mal. Todas ellas emplean el término “democracia” por el prestigio que le da su equívoco significado, y la matizan  como “popular”, “orgánica”, “socialista”, etc.

P. Por lo que se refiere al franquismo, se ha definido a veces como democracia orgánica

–La democracia orgánica, como otras formas, se basa en la idea errónea de que los conflictos sociales se pueden eliminar o resolver fácilmente si se prescinde de partidos e ideologías. Se argüía que en las “sociedades naturales” como el municipio, la familia o el sindicato, había una comunidad de intereses que facilitaba la solución razonable de los problemas, y que sobre esa base se podía erigir piramidalmente un poder igualmente razonable. El franquismo fue poco dado a teorías, pero uno de ellos, Fernández de la Mora, intentó teorizar la idea. Según él las ideologías vienen a ser sistemas filosóficos degenerados y triviales, opuestos a la razón, y por eso degeneran en partidos fanáticos y causan solamente conflictos y problemas sin salida. Él intentó crear un sistema filosófico, que llamó razonalismo, que viene a ser  una exaltación de lo que podríamos llamar la razón técnica. A mi juicio, las ideologías descienden de una exaltación de la razón muy parecida a la de Fernández de la Mora, y demuestran que la razón nunca llega a conclusiones universalmente válidas, sino a concepciones diversas, contradictorias íntimamente y entre sí. Creo que esta es una de las claves de la historia europea desde la Ilustración. Y me parece inevitable que su razonalismo conduciría a alguna forma de sociedad totalitaria. La razón (o la ciencia) no pueden evitar ni atenuar el conflicto, salvo acabando con la libertad.

P. Sin embargo podría argumentarse que la democracia orgánica fue solo un comienzo que podría perfeccionarse.

–Si en casi  40 años no se perfeccionó, y cuando quiso completarse con lo del tercio familiar prácticamente se vino abajo, me parece que las cosas no van por ahí. Descendamos a la práctica: en el franquismo solo funcionaron los sindicatos como relativa democracia, pero totalmente incapaces, por su propia naturaleza, de influir realmente en la política general, aparte de que hay muchos sindicatos con intereses distintos.  Otro tanto cabe decir de los municipios, a los que votaban muy pocos . Y lo de las familias, que se intentó tardíamente, igual. El poder funcionaba totalmente al margen de esos poderes, y no podía ser de otro modo. Además, fíjese en que existe un montón de democracias orgánicas en la sociedad, desde los clubs de montaña, a las sociedades culturales o las comunidades de vecinos. En todas ellas se dan las peleas  más absurdas e irracionales sin necesidad de ideología ni de partidos, aunque se forman y deshacen continuamente partidos y conspiraciones. Y ello hasta el punto de que a menudo nadie quiere ostentar el poder y hay que obligar a ejercerlo rotatoriamente. Tengo la experiencia del Ateneo de Madrid, una democracia orgánica do las haya. Y fíjese en las rivalidades, intrigas y pequeñas conspiraciones en la universidad, entre profesores. Y eso que se supone que allí todos son muy racionales y  tienen un interés común de lo más elevado. Cualquier sistema político debe pechar con la radical conflictividad de la sociedad humana y darle cauces aceptables.  La condición humana es así. Resulta penoso, pero si se pretende acabar con ella, se acaba con la libertad y se intenta crear una sociedad no humana, parecida a la de las hormigas. Eso es lo propio de todas las utopías, y conduce inevitablemente al totalitarismo”.

P. Según su teoría, entonces el franquismo tenía que ser un régimen totalitario o haber fracasado por completo.

–El franquismo fue un caso excepcional en unas circunstancias excepcionales. El poder se ejercía a través de los consejos de gobierno arbitrados por Franco. Y en esos gobiernos estaban representados los cuatro partidos fundamentales del régimen, llamados “familias”, porque parece que cambiando el nombre a las cosas cambian las cosas. Salvo que no se presentaban a elecciones, eran partidos con su propia prensa, sus propias organizaciones juveniles o femeninas o sindicales, con sus propios sectores antifranquistas, con sus luchas por el control de diversas instituciones… En el franquismo había mucha libertad, personal y política para esos partidos, aunque restringida para los que causaron la guerra civil. Ideológicamente, el franquismo resultó una amalgama imposible de nacionalcatolicismo, falangismo, tradicionalismo carlista y monarquismo borbónico. El elemento principal fue el primero, y el Vaticano II le dio la puntilla. Y si todo funcionó fue por el prestigio y la habilidad política excepcional de Franco. En ese sentido fue una dictadura. Pero hay dictaduras y dictaduras, como hay democracias y democracias. Cuando los necios de mala fe comparan a Franco con Hitler hay que recordarles que Hitler dejó a su país en ruinas, y Franco todo lo contrario. Y que la ayuda de Hitler a España contra el comunismo fue una de las pocas buenas cosas que cabe adjudicar al jefe nazi. Muerto Franco, la cosa simplemente no podía continuar y no continuó. Los cuatro partidos del franquismo se disgregaron y solo quedó la alternativa demoliberal. Que no vino por maquinaciones de la masonería y el sionismo, sino por la propia evolución natural del régimen y de las condiciones sociales creadas por él.  El pueblo, es decir, la mayor parte de la población, había vivido a gusto en el franquismo y le dio una nueva victoria en 1976. Después se creó la gigantesca confusión que ha degenerado  a un golpe de estado permanente por unos partidos antidemocráticos. De momento.

******************

*Lo de los másteres, doctorados y robos en supermercados daría para una buena obra satírica. Reconozco que mi “El erótico crimen del Ateneo” se queda corto. Una vez más, la realidad supera a la ficción.

*Sánchez tendría que aclarar tres cosas: lo del doctorado, lo del puesto desempeñado en la ONU y lo del negocio de la prostitución homosexual de su suegro. Lo más grave es lo tercero.

*Tanto la Cifuentes como la Montó y ahora el Sánchez empiezan por mentir con descaro. Creo que el Sánchez también mintió sobre su puesto en la ONU. Y debiera aclarar cómo no le importó el negocio de la prostitución homosexual de su suegro, o si lo considera un orgullo familiar.

*¿Le parecía bien al Sánchez el negocio de la prostitución homosexual de su suegro? ¿Un motivo de orgullo, quizá? En Usa, los medios lo denunciarían sin tapujos y el sujeto sería expulsado de la política inmediatamente.

*Ir a la Sexta es como ir a un burdel.

*Allende arruinó a su país. Cuando vio que los militares le impedían continuar, se suicidó.

*Otras opiniones hasta ahora: *Los discursos de Crevi suenan demenciales…Y son los que hoy vende la izquierda. *Escacharrante la gresca entre el detective Bofarull i Bofarull y los separatistas gallegos y el Buen Basko. *Mierda de novela reaccionaria.https://www.amazon.es/El-er%C3%B3tico-crimen-del-Ateneo-ebook/dp/B07GD83ZN8/ref=sr_1_1?s=books&ie=UTF8&qid=1534250734&sr=1-1&keywords=er%C3%B3tico+crimen+del+ateneo …

Creado en presente y pasado | 93 Comentarios

Una superioridad moral y política improductiva.

Europa (Historia)Nueva historia de España: de la II guerra púnica al siglo XXI (Bolsillo (la Esfera))La Reconquista Y España

P. Plantea ud posibles políticas generales partiendo de su tesis de que el franquismo dotó a España de una superioridad política y moral con respecto al resto de la Europa. Pero al mismo tiempo afirma que la España actual es muy poco productiva y que la del franquismo tampoco fue una maravilla.

–Ahí está el problema. El franquismo se desarrolló sin una verdadera doctrina. Su visión de la historia y de la cultura, española y en general, era muy sumaria. En lo esencial era correcta, y sus frutos están bien a la vista de quien quiera verlos; pero era muy poco elaborada, en gran medida emocional y cayendo a veces en lo folklórico y pedestre o en una retórica hinchada, cosa que han explotado a fondo sus enemigos. Para que España pueda tener una política acorde con su propia historia y espíritu, es preciso un gran esfuerzo de elaboración de su pasado, tanto del inmediato franquismo, que fue un gran período para nosotros, como del lejano Siglo de oro. Observe ud que el regeneracionismo multiplicaba sus dicterios contra el Siglo de oro, “un imperio de mendigos y de frailes aliñado con miseria y  superstición”, como resumía Azaña. La réplica a aquellas sandeces de aire tan rimbombante fue muy floja. Defender aquel pasado contra la leyenda negra es esencial, pero si se hace con las peores frases de Menéndez Pelayo sobre la identificación de España con la Iglesia, el martillo de herejes y similares, no llegaremos lejos. Ni tampoco si nos limitamos a exponer los hechos sin analizarlos ni entrar en la cuestión de la decadencia.  Azaña recogía  toda la propaganda de la leyenda negra fabricada por Inglaterra, Francia y los protestantes partiendo de las calumnias de un fraile español. Un fraile, por cierto. Ni España es el catolicismo ni el catolicismo es una doctrina política.

P. Ha hablado de un “espíritu de España”, como dando valor al romanticismo del volksgeist que hoy casi nadie toma en serio.

–¿Existe un espíritu nacional? A mí me parece evidente, aunque teorizarlo resulte peligroso. Ud pasa a Francia, o de Francia a Inglaterra o a Alemania y percibe inmediatamente un aire, un estilo muy diferente en la construcción, en los hábitos, aparte del idioma, cosa fundamental. Es algo tan evanescente como el sentimiento que hace que nos encontremos a gusto con unas personas y a disgusto con otras. Y en la historia se percibe igualmente ese espíritu, y en la literatura y el arte, a pesar de que encontramos movimientos culturales comunes a gran parte del continente, desde el románico a la ilustración y sus ideologías resultantes. ¿Por qué el marxismo caló profundamente en Alemania, y luego el nazismo, y en cambio solo lo hizo ligeramente en Inglaterra o Usa? O bien observe las diferencias entre la novela francesa, la inglesa y la rusa del siglo XIX. Son diferencia de espíritu, muy fuertes y sin embargo difíciles de concretar… Sí, existe un espíritu de los pueblos, que puede ser creativo o no. El de España perdió su originalidad en el siglo XVIII y no la ha recuperado. Hubo un intento de recuperarlo muy  interesante en el franquismo de los años 40 y que está por estudiar en serio, pero pronto se frustró.  Todo eso exige un gran esfuerzo intelectual con un reenfoque en profundidad, pero hoy predomina una especie de vagancia, que quizá indique una decadencia ya irreversible.

P. Supongo que ud se excluye de esa vagancia que dice.

–Naturalmente que me excluyo. He hecho un enorme esfuerzo en este último cuarto de siglo, partiendo de un hecho tan particular pero tan revelador como la revolución de octubre del 34, hasta una aproximación a la historia de Europa, cosa inexistente en la ultraeuropeísta España, lo que ya indica mucho.  Sin embargo ese esfuerzo no ha calado. He propuesto numerosas iniciativas para que las desarrollen otros, pero no hay manera, no hay debate, no hay vida en ese terreno. Por una parte están los herederos del regeneracionismo, que incluyen al PSOE y al PP, y por otra la navegación en círculos sobre la barca del tópico obsesivo, más o menos patriotero e integrista. Tendría que surgir una escuela que se plantease estas cuestiones en el terreno de la historia y de la cultura en general. No lo veo en perspectiva. El PSOE recoge toda la basura de la leyenda negra, ese partido es la mayor desgracia que ha caído sobre España en el siglo XX y lo que va del XXI. Pero incluso ha sido peor en el siglo actual una derecha radicalmente vacua de ideas, que “mira al futuro”, es decir, a la nada, o no sale de cuatro topiquillos, y que por una vía u otra, ha hecho el caldo gordo a todos los males condensados en el PSOE. Ni siquiera existe, aparte de mis estudios,  un examen o  teorización mínimamente serios sobre la evolución de los últimos cuarenta años, lo que tenemos ante nuestras narices. Casi todo lo que uno puede leer al respecto son vulgaridades. Como sobre Europa. Como sobre nuestra historia y cultura en general.

************************

Involución permanente, con Luis del Pino: Carta abierta al Papa. Algo sobre “El erótico crimen…”: https://esradio.libertaddigital.com/sin-complejos/involucion-permanente.html :

El erótico crimen del Ateneo: La novela negra como la vida misma que arrasa en el mundo de [Moa, Pío, Moh, Ul-Sih]Adiós a un tiempo: Recuerdos sueltos, relatos de viajes y poemas

https://www.amazon.es/El-er%C3%B3tico-crimen-del-Ateneo-ebook/dp/B07GD83ZN8/ref=sr_1_1?s=books&ie=UTF8&qid=1534250734&sr=1-1&keywords=er%C3%B3tico+crimen+del+ateneo

**************************

*No hay nada más antieuropeo que los despóticos gobiernos LGTBI, multiculturalistas y anticristianos que hoy mangonean el continente.

*El “Real Instituto Elcano” es una agencia de la colonización cultural y política de España por Inglaterra y la OTAN. Debería llamarse “Francis Drake Institute”

*O el macarra y sus tiorras que gobiernan ilegítimamente terminan entre rejas o terminaremos entre rejas los demócratas. Las cosas se están poniendo así.

*Mi programa con Luis del Pino se titula “Involución permanente”. La involución empezó con ZP, siguió con Rajoy y no ha dejado de pudrir la democracia hasta los ya muy graves peligros actuales, con golpe de estado permanente.

*Los separatistas se lo deben todo al PP y al PSOE. Incluso más al PP que al PSOE. Y no acaban de darles las gracias.

*El Estado no va a “recuperar” bienes que actualmente posee la Iglesia. Es el gobierno delincuente y antidemocrático quien roba bienes de la Iglesia. Como en la desamortización.

*Franco hizo enjuiciar y fusilar a los chekistas y torturadores del Frente Popular, abandonados por sus jefes. Y solo a la mitad de ellos. Para los herederos de los chekistas hoy en el poder, se trata de “víctimas”.

*¿Qué pasa con el doctorado del Sánchez? ¿Se ha sabido algo? ¿Y con su cargo en la ONU? ¿Y con su vinculación familiar al negocio de la prostitución homosexual? ¡Todo son enigmas!

*************************

 

Creado en presente y pasado | 147 Comentarios

El pasado próximo de España justifica una nueva política

P. Una de sus tesis  más llamativas es que  la España del franquismo resulta moral y políticamente superior al resto de Europa occidental. La idea puede hacer reír a muchos.

–En España hay muchas risas, las risas del tonto. Es hoy el país del  jijí-jojó. En Los mitos del franquismo he expuesto esa tesis, implícita también en Años de hierro. Cosa que ha provocado réplicas molestas y pretendidamente burlonas en algún autor inglés “experto” en cuestiones españolas, o en otro useño, Seidman. Pero es irrebatible. El mantenerse  fuera de la Segunda Guerra Mundial ya supuso para España verse libre de las tremendas atrocidades de ella, cometidas por todos los bandos. Eso es ya un tanto moral de la mayor importancia. La “Europa” tan paletamente admirada por nuestros europeístas se hundió entonces, como en la anterior guerra europea, en un verdadero abismo político y moral, y de él salió en una ruina no solo económica y que dura.

P. También puede decirse que con ello usted iguala a todos los contendientes, como si los anglosajones, los nazis y los soviéticos fueran lo mismo.  Pero hoy todo el mundo o casi, al menos en Europa occidental y en España, está de acuerdo en que la buena causa era la de las democracias anglosajonas.

– Las versiones sobre aquella guerra son, de modo muy determinante, las de los vencedores. Entonces lucharon las potencias, cada una por sus intereses. Empezó con una alianza de facto entre los nazis y los soviéticos, ambos totalitarios aunque de forma y distinta, no deben equipararse por las buenas, igual que no debe equipararse el fascismo italiano y el nazismo. Y continuó con una alianza entre los totalitarios soviéticos y los anglosajones. El que estos últimos y los países liberados del oeste fueran o se titularan democráticos, no significa gran cosa en relación con lo que tratamos. Por poner un ejemplo, la represión de posguerra en las democracia italiana y francesa fue terrorífica, a base de asesinatos, mientras que en la “fascista” España, se hizo judicialmente. Para nosotros ninguna de las causas en pugna era buena. Inglaterra invadía nuestro país, y Usa nos había despojado de los restos del imperio, y lo  había hecho recurriendo a provocaciones indecentes y luego en Filipinas a un verdadero genocidio. Pero hay otro factor más profundo: los siglos XIX y primer tercio del XX en España, como en Hispanoamérica, habían sido siglos “ingleses”,  de enorme influencia inglesa, de imitación política de Inglaterra y cultural de Francia, y el balance se resume en decadencia, inestabilidad, empobrecimiento cultural  y guerras civiles, cuando en los tres siglos anteriores España había sido uno de los países internamente más estables de Europa. Y lo mismo su imperio. No teníamos por qué alinearnos con ellos, ni tampoco con los otros.

P.  Pero se dice que al no haber intervenido, España se condenó al aislamiento. Si hubiéramos intervenido aunque fuera al lado de Hitler,  nos habríamos evitado cuarenta años de dictadura, aunque fuera un precio elevado.

–El aislamiento nos lo impusieron y lo derrotamos. La intervención de España, con unos o con otros, habría supuesto sacrificios que habrían dejado chiquitos los de la guerra civil, aunque a esos “demócratas” cientos de miles de muertos parecen importarles un comino si es por una supuesta libertad para ellos  e impuesta por los tanques y bombardeos useños. Imaginar tal cosa es no entender nada de la dinámica interna de España en el siglo XX. Además, se da por sentado que los Aliados anglo-soviéticos habrían ganado la guerra, lo que no era muy seguro cuando Franco decidió la no beligerancia. La caída de Gibraltar habría ocasionado muy graves perjuicios a los ingleses y quizá cambiado el curso de la contienda en 1940-41. Y luego habría sido imposible la Operación Torch. La estrategia inglesa se basaba en resistir hasta que Usa interviniese, pero Usa podría muy bien haberse abstenido si los desastres ingleses se sucediesen interminablemente. De hecho fue Hitler quien declaró la guerra a Usa, y de no ser por las derrotas alemanas en Rusia, la invasión por Normandía no se habría producido. En cualquier caso, el precio de la victoria habría sido enormemente más alto para los anglosajones, y para nosotros un desastre total con nuevas guerras civiles.  Pero las especulaciones sobran. Sabemos lo que ocurrió y a eso nos atenemos. Tuvimos una dictadura, si queremos llamarla así, pero resultó enormemente fructífera, curó muchos de los males que arrastrábamos desde el siglo XIX, agravados desde el 98, y mantuvo nuestra independencia. Desafiamos las amenazas y provocaciones de unos y otros y salimos vencedores. Según los analistas, España solo podía empobrecerse brutalmente, y salió lo contrario.

P. De todas formas, ¿qué consecuencias prácticas podría tener esa superioridad moral y política que usted dice?

–La superioridad sobre el resto de Europa fue política y moral, pero no ideológica, lo he explicado muchas veces. Eso quiere decir que España podía mirar, no por encima del hombro pero sí con frialdad, a aquellos arrogantes países que no se debían a sí mismos ni la democracia ni la prosperidad.  España está de siempre en Europa, no debería haberse humillado ni siquiera pedido la entrada en la CEE-UE. Crecíamos muy bien fuera de ella y podríamos haber seguido. Y no debimos haber entrado nunca en la OTAN, o salido tras la caída de la URSS. Y debíamos haber seguido presionando a fondo sobre Gibraltar y llevado una política independiente en relación con Hispanoamérica y África… En cambio nos hemos satelizado indecentemente a los mismos que invaden nuestro territorio y nos presionan desvergonzadamente para que nos metamos en operaciones bélicas de interés ajeno, bajo mando ajeno y en idioma ajeno, y nos están colonizando culturalmente como nunca. En otras palabras, España tenía todas las bazas para tratar de tú a tú a los demás, pero nuestros políticos la han reducido a un papel subalterno, de lacayo. Quiero decir que España puede ser un país independiente con mucha más razón que el resto de Europa, lo que exige una política ad hoc. En cambio los actuales partidos han hecho todo lo contrario. Son los partidos del Frente Popular con el PP de mariachi…

*****************

 

 

Creado en presente y pasado | 17 Comentarios